Pásame tu dieta

Alimentarse bien y sentirse a gusto.

Ensalada de zanahoria y judías blancas.

Deja un comentario

Las judías blancas, o alubias, o frijol blanco, o como quieras llamarlo es una legumbre muy accesible, sobre todo las que ya vienen cocinadas en bote. Lo que se tarda en abrir uno y picar unas verduras es lo que vas a tardar en preparar esta ensalada. Para esto me gusta la blanca porque es más suave que la pintada o marrón, pero como siempre…para gustos colores…

IMG_0165

Ensalada de zanahorias y judías blancas.

Las llamemos como las llamemos, las judías y el resto de las legumbres (lentejas, garbanzos, alubias, habas…) nos aportan proteina vegetal, hidratos de carbono, fibra, minerales y vitaminas de muy alta calidad . Aunque la proteina procedente de las legumbres precisa combinarse con algún cereal para ser equiparable en calidad biológica a la de origen animal, porque le faltan tres aminoácidos esenciales que se obtienen con los cereales, de ahí lo de combinar siempre las legumbres con arroz (la sabiduría popular…) . Por eso desde que se consigue eliminar aquellos kilos urgentes y nos iniciamos en una alimentación controlada para no volver a subirlos, se puede y debe incluir a las legumbres en la dieta habitual una o dos veces por semana, en una cantidad moderada que es aquella que no supera los 100 gramos (la cuarta parte de un bote grande de las envasadas por persona).

En estas circunstancias, si un día se presenta la ocasión de tomarlas en forma de cocido, con chorizo, con carne, o de cualquier otra manera de esas que nos parece que nunca deberíamos comer por su contenido calórico, hay que disfrutarlas. Recordando no superar una determinada cantidad, podemos disfrutar y paladear una parte de un buen plato de fabada. ¿Cuánto? lo que pondríamos como tapa o aperitivo, el resto de la comida debería ser a base de verdura o ensalada y algo más de proteina.

Hoy te propongo una forma más ligera de tomarlas,pero igual de buena, con esta ensalada: con zanahoria natural rallada, pepino en tiritas, pimiento de cualquier color, un poquito de cebolla previamente macerada en vinagre para eliminar su fuerte olor, incluso unos tomatitos cherry, más las judías blancas (de las de bote, lavadas porque no me gusta el caldo en el que vienen, cada uno que decida si las lava o no) y cualquier otra verdura que se te ocurra y apetezca. Todo bien picado y mezclado con la salsa de queso fresco para ensalada que ya te he comentado. Queda muy rico y muy fresco, puede acompañar a cualquier proteina como por ejemplo un par de huevos duros, o un lata de atún o pollo… perfecto para llevar al trabajo si se tiene que comer fuera.

La de la foto lleva las cantidades para dos personas, o para guardar para el día siguiente.

Una recomendación; si has decidido incluir el pan en tu alimentación, la recomendación general y la mía también es que: el día que tomes otro hidrato de carbono como puede ser arroz, pasta, papas o legumbres, no añadas pan a esa comida. De esta manera compensarás y evitarás que se convierta en una ingesta muy alta en hidratos.

Que la disfrutes.

Anuncios

Autor: Pásametudieta

Me llamo Rosi, he librado una batalla contra el sobrepeso y he ganado. En mi blog cuento mi experiencia por si puede ayudar a alguien. De paso hago acopio de información interesante sobre alimentación y la comparto bajo mi punto de vista. Todo el material original contenido en este blog pertenece a © 2013 pasametudieta.wordpress.com

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s